Los nuevos médicos de familia son el pilar del sistema sanitario público


Entrevista a Don José Manuel González Vargas, tutor coordinador del Centro de Salud Bormujos.

¿Por qué decidiste estudiar Medicina? Si no hubieras estudiado medicina, ¿qué habrías hecho?

- Fue mi ilusión desde joven por cercanía de profesionales médicos a mi familia. Si no hubiera sido probablemente músico.

¿Por qué decidiste especializarte en Medicina de Familia?

-Mi perfil se ajustaba a la especialidad por la proximidad que he tenido con las personas.

¿Qué aspectos consideras los de mayor interés de la especialidad? ¿Y los menos valorados?

- El fundamental es la relación estrecha, ser médico de personas, y la continuidad-longitudinal de la atención. Quizás un menor reconocimiento por el ámbito hospitalario, sobre todo, del contenido científico de nuestro nivel asistencial.

¿Cómo recuerdas tus primeros pasos como profesional?

- Han sido el pilar fundamental para seguir cada vez más implicado en la especialidad: impactante pero a la vez rico en todos los aspectos mi debut como médico de familia en una zona rural los primeros años de desarrollo de la AP. Durante 16 años en los que además intervine en la gestión como director de zona básica de salud.

¿Cómo es tu día a día en la actualidad?

- En la actualidad la actividad asistencial es demasiado grande dejando poco espacio para reciclaje y formación que hay que realizar fuera de horario laboral, y también menor espacio para la atención comunitaria.

¿Qué requisitos consideras indispensables para ser un buen médico de familia?

- Un buen médico de familia debe estar convencido de ser médico de personas, de entender las dinámicas de enfermar y las estructuras tanto familiar como social en las que se desenvuelven los pacientes. Su formación debe estar permanentemente actualizada.

En los últimos 30 años de Atención Primaria, ¿qué cambios destacarías?

- Los cambio más importantes han sido sobre todo el desarrollo global de la AP, la inducción al trabajo en equipo multidisciplinario, el acercamiento entre niveles de atención, la disponibilidad de solicitud de pruebas que mejoran la capacidad de decisión y por lo tanto de resolución de problemas, todo ello englobado en condiciones nuevas de gestión que, aún con sus defectos, hacen de la MF y C, una especialidad en constante desarrollo.

¿Qué medidas consideras que se deberían de tomar desde el ámbito político para mejorar la Atención Primaria?

- Creo que lo principal es dotar de más recursos sobre todo de personal a los equipos de salud, mejorar los sistemas de apoyo a la salud pública en la comunidad, y como colofón aumentar partidas presupuestarías que solo se han mantenido para los hospitales.

¿Cómo te imaginas el futuro de la especialidad?

- Con las decisiones de recortes el futuro no parece muy halagüeño, sin embargo la formación cada vez más competente de los nuevos médicos de familia deben ser el pilar fundamental para que la AP sea el eje del sistema sanitario público.

Con el avance de las nuevas tecnologías y las redes sociales, ¿cómo crees que cambiará la relación médico-paciente?

- La relación médico-paciente ya está bien definida y bien experimentada por los médicos de familia, y aunque el ordenador y la historia digital, sea en parte un pequeño obstáculo en ese contacto directo con el paciente , con un uso apropiado se convierte en una herramienta decisiva en el proceso de atención y recursos disponibles. Las tecnologías de comunicación intranet necesitan de mejoras continuas, y en cuanto a la posibilidad de redes sociales soy un poco escéptico con respecto a su utilización de manera global. El mayor inconveniente en dicha relación, es en la actualidad el escaso tiempo (5 minutos) por paciente y por lo tanto la gestión del tiempo.

#Entrevista #CentrodeSaludBormujo #MedicinaFamiliaryComunitaria #MédicodeFamilia #UnidadDocenteMedicinaFamiliaryComunitaria

Posts Destacados
Posts Recientes
Archivos
Búsqueda por etiquetas